Madre e hijos separados y detenidos en diferentes estados presentan demanda judicial

CHICAGO, IL – Una familia hondureña que busca asilo en la frontera ha presentado una demanda contra los Estados Unidos, desafiando su separación forzada y el trato cruel e inhumano que sufrieron.

Los niños tenían 14 y 5 años cuando los oficiales federales de inmigración, sin previo aviso ni explicación, los separaron de su madre poco después de llegar a los Estados Unidos. Su madre fue detenida en Texas, bajo condiciones severas y degradantes impuestas por las autoridades de inmigración, mientras que los niños fueron enviados a un refugio en el área de Chicago que contrató con el gobierno.

Durante más de un mes, a la madre y a sus hijos no se les permitió hablar entre ellos y se les negó información sobre el bienestar de los demás. La demanda de la familia alega que el gobierno los separó de esta manera para infligir deliberadamente un severo trauma emocional a las familias centroamericanas como la suya. La demanda también nombra a Heartland Alliance, la entidad que operaba Casa Guadalupe, el refugio de Chicago donde los niños fueron detenidos después de ser separados de su madre. Al llegar a Casa Guadalupe, los niños se separaron unos de otros, se les prohibió abrazarse y se los mantuvo en un ambiente tan reglamentado que exacerbó el trauma de su separación forzada y aislamiento. Casa Guadalupe cerró en 2019 después de que los informes de los medios revelaran evidencia de que los niños fueron maltratados.

https://mn.gov/covid19/

Translate »